|   
  • Proyecto de rehabilitación del Cenobio de Valerón y su entorno

    El proyecto del equipo ganador del concurso de ideas convocado por el Ayuntamiento de Guía para la recuperación del Cenobio de Valerón defiende que el propio paisaje es parte de ese patrimonio etnográfico, y por ese mismo motivo pretende realizar una lavada de cara en la fisionomía de la montaña de El Gallego.

    El entorno del que fuera granero de Gran Canaria se regenerará para curar las heridas del tiempo y la acción humana, con un presupuesto de 800.000 euros cofinanciado por el Gobierno de Canarias y el Cabildo insular. Los objetivos principales serán reconstruir su antigua fisionomía y recuperar la relevancia de los antiguas vías peatonales, además de dar cobertura jurídica a todas las actuaciones que, como el centro de interpretación, se realizarán en esta zona.

    “Tomando la montaña en su conjunto notamos que existen muchos cortes en su fisonomía, muchas heridas provocadas por la infraestructura de las carreteras, el puente o por cortes de accesibilidad. Interviniendo en estas discontinuidades podremos cumplir con las necesidades del área a la vez que posibilitamos una lectura paisajística a la zona“, explica el arquitecto y miembro del equipo responsable del proyecto, Pedro Hernández García.

    “Lo que queremos es recuperar el uso del muñón que quedó a raíz de la intervención de la carretera C-291, darle utilidad y hacer pasar el camino por el propio roque, de manera que se recupere el antiguo sendero que utilizaban los aborígenes para subir al Silo de Valerón”, dice Hernández.

    Según el equipo, formado por tres jóvenes arquitectos (Pedro Hernández, Juan C. Hernández y María Teresa Isasa) y un documentalista del Museo Canario (Luis Regueira), que trabaja actualmente con un plazo de cuatro meses en la redacción del plan de ordenación, el principal núcleo de intervención -y donde se dispondrán los futuros equipamientos- se halla en un paseo a 220 metros de altura con respecto al nivel del mar que corresponde a una explanada que actualmente alberga un espacio para el estacionamiento de los vehículos.

    Ésta es una zona que se encuentra ya degradada, por lo que no será necesario intervenir sobre nuevos espacios. Este espolón, que acogerá toda la carga de programa, se plantea como un lugar para el visitante, para poder disfrutar gracias a varios miradores y, al mismo tiempo, solucionar los problemas de accesibilidad al Cenobio que ahora mismo existen.

    El objetivo primordial para reorganizar la zona paisajísticamente va acompañado por la recuperación del camino real de San Felipe.

    Leer artículo completo en La Provincia.

    Paneles informativos del proyecto: Panel 1, Panel 2, Panel 3

    También te puede interesar:

  • Artículo anterior

    Artículo siguiente

  • Escribe un comentario

    Por favor intenta mantener tu opinión relacionada con la anotación y no usar insultos, agresiones o faltas de respeto. En caso de no hacerlo tu comentario podría ser borrado.

  • Nombre (requerido):

    Email (requerido):

    Website:

    Tu comentario: